Las Smart Grids, el futuro del sector eléctrico

30 de mayo de 2021, by Miren Zabaleta

Gracias a tecnologías como el IoT, las redes eléctricas adquieren la inteligencia para afrontar un futuro más electrificado. Las redes eléctricas inteligentes ofrecen una visión del consumo y la demanda y permiten la adopción de estrategias de mantenimiento predictivo.

La industria eléctrica está viviendo una de las mayores transformaciones en su modelo de negocio, ligado a tres fenómenos: la descentralización de la generación de la electricidad, la aparición de un nuevo cliente que genera y también consume energía con mayor capacidad de decisión y la incorporación creciente de fuentes renovables.

Esta transformación del modelo energético va intrínsecamente ligada a un proceso de digitalización del sector. Las nuevas tecnologías digitales junto a los avances en las comunicaciones están posibilitando la interconexión entre sistemas y equipos en el campo, para un suministro y gestión más eficiente de la electricidad. Es lo que conocemos como las Smart Grids o las redes eléctricas inteligentes.

La digitalización de las redes eléctricas permitirá la necesaria gestión inteligente no solo de la propia red, sino también de la demanda. Las redes eléctricas inteligentes ofrecen una visión del consumo y la demanda y permiten la adopción de estrategias de mantenimiento predictivo.

La transformación de las redes hacia una infraestructura inteligente segura y fiable, permitirá afrontar los retos de una completa electrificación de la economía, la integración de las fuentes renovables, la movilidad sostenible, el consumo descentralizado (autoconsumo) y un consumidor con mayor capacidad de decisión y conectividad.

La aplicación de tecnologías digitales como el IoT, Big Data, Cloud Computing y Edge Computing han permitido al sector eléctrico mejorar las comunicaciones en ambas direcciones (consumidor / empresa distribuidora) y ha permitido, sobre todo, poder predecir tanto el consumo como la capacidad de producción de las distintas fuentes de energía. 

La Inteligencia Artificial y las Smart Grids 

La adopción del Cloud Computing por parte de las utilities ha pasado del 45% hace 3 años a más del 70% en la actualidad, según la revista Smart Energy International. Esta tecnología se ha convertido en esencial en las empresas energéticas, que han llegado a la nube a partir de aplicaciones empresariales para la gestión de los recursos empresariales. Cada vez hay más datos relacionados con el consumo de energía gracias a los contadores inteligentes y a los datos procedentes de dispositivos de IoT.

Además, estamos ante el fenómeno imparable del autoconsumo fotovoltaico y de las Comunidades Energéticas. Se estima que mediante la autoproducción de energía de las comunidades energéticas se cubriría casi el 100% de la demanda de los sectores doméstico y terciario, y el 60% de la demanda en España, según el informe ‘Energía comunitaria: el potencial de las comunidades energéticas en el Estado español’, publicado por la asociación Amigos de la Tierra.

Para satisfacer a este nuevo consumidor y generador de energía, se requiere una profunda reestructuración por parte de las empresas del sector eléctrico, desde sus estructuras de facturación hasta la puesta en marcha de nuevos servicios de valor añadido. Aquí entran en juego las tecnologías Cloud, ya que permiten predecir y aportar mayor control y velocidad a la hora de adaptarse a las necesidades de los clientes. 

Vemos además que en el  lado de la Distribución Eléctrica la Inteligencia Artificial  tiene mucha cabida. Ahora se puede analizar ante un nuevo punto de suministro, cómo se comporta la red. La digitalización de la Red pasa por nuevas tecnologías como la IA, que son capacidades de proceso más avanzadas y que si lo bajas al campo, hablamos de nuevos lenguajes de programación de nuevas maneras de hacer algoritmos y de desplegar esos algoritmos que ofrecen las empresas nativas digitales.

  

La Computación en el Edge

Asimismo vemos que la Computación en el Edge, está llegando también al sector eléctrico.  La capacidad de tomar decisiones casi en tiempo real ofrece grandes ventajas a la hora de lograr ser más eficientes pero sobre todo de dotar de mayor resiliencia a la red. El sector eléctrico es un sector que tiende a sobredimensionar y se está viendo en otros países europeos que la retribución no viene por sobredimensionar, sino por ser más eficientes.

Te puede interesar leer: La Computación en el Edge aplicada al sector eléctrico

La transición a las Smart Grids y el IoT 

Por su parte, el IoT se ha posicionado como la tecnología clave para la transición de las redes eléctricas,  a redes eléctricas inteligentes.

A medida que ha ido evolucionando la red inteligente, el IoT se ha ido posicionando como una de las  tecnologías habilitadoras ya que ha permitido que cada dispositivo pueda tener una dirección IP única que pueda cargar su estado y descargar comandos de control a través de Internet. 

Todo esto ha ofrecido grandes beneficios a la industria eléctrica, entre los que podríamos destacar la gestión y transmisión más eficiente de la electricidad así como el restablecimiento más rápido y eficaz en caso de interrupción del servicio. De esta forma, las empresas eléctricas prestan un mejor servicio  al consumidor final, reduciendo los costes y en consecuencia los gastos en el cliente final. 

La transición energética y la incursión importante de fuentes de energía renovables  más eficientes y baratas, lleva consigo una serie retos en las empresas dels ector energético que no se pueden pasar por alto. Entre ellas  destacan la necesidad de :

  • Optimizar las redes e infraestructuras, para crear una red más resiliente al mismo tiempo que se maximiza su disponibilidad 
  • Integración de distintos dispositivos de almacenamiento, fomentando la eficacia y fusionando fuentes de generación de electricidad múltiples: renovables, distribuidas, convencionales, micro-redes…
  • Incorporar tecnologías digitales como la IA y el IoT para predecir y optimizar la gestión y suministro de energía hacia distintas redes de tráfico. 

Si te ha interesado este artículo y quieres saber más sobre el IoT ¡Contacta con nosotros!

Si buscas desarrollar un proyecto IoT, contáctanos